Artistas de la colección:






PERE PRUNA OCERANS

OBRAS EN LA COLECCIÓN IVLIA: ( pulse sobre las imágenes para ampliar )

Obras:
Colección IVLIA

Biografía
Comentarios

Amigas. Tinta y aguada sobre papel. 69 x 49 cm. 1946. Pere Pruna Ocerans.


BIOGRAFÍA:

Pere Pruna Ocerans

Pere Pruna Ocerans (Barcelona, 1904 – Barcelona, 1977)

Es una figura destacable dentro de la figuración tradicional o conservadora que se desarrolló en España tras la guerra civil, opuesta a las corrientes más vanguardistas de Europa.

Pruna se formó en la Escuela de Bellas Artes de Barcelona, y en 1921 viajó a París. Gracias a una carta de presentación de Sebastià Junyer, conoce a Pablo Picasso y de su mano a toda la intelectualidad parisina. Tras pequeñas muestras de su obra, la Galerie Percier en 1925 presenta la exposición “Pruna peintures” gracias a la cual, conoce al director del Ballet Ruso, Sergei Diaghilev, con quien va a mantener una fructífera colaboración.

Dicha etapa es acaso la más estimulante de su carrera, y por ella se engloba a Pruna en la llamada "Escuela de París", aunque las tentativas vanguardistas son minoritarias en su trayectoria. A pesar de ello, el artista gozó de estima en la capital francesa.

Los años veinte y treinta se caracterizan en la obra de Pruna, por su expansión internacional, con exposiciones en Londres o Chicago, donde gana el Primer Premio del concurso que convoca el Institute Carnegie de Pittsburg y su progresivo reconocimiento en España.

En 1938 participó en la Bienal de Venecia.

Pruna se mantuvo en parámetros clasicistas, en un estilo derivado del "periodo rosa" de Picasso, el más amable y menos conflictivo.

En cuanto a pintura religiosa se refiere, en 1954, el Arzobispo de Tarragona le encarga la decoración del Templo de María Reparadora en Barcelona, para el que realiza un gran conjunto de murales, vidrieras y esculturas y en 1961, el conjunto mural de la Sala Capitular del Monasterio de Montserrat.

En 1965, recibe el premio de pintura Ciudad de Barcelona y en el 68 la Llave de la Ciudad, proceso que culmina con su nombramiento como Académico de la Real Academia de Bellas Artes San Jordi, en el año 1975.

La figuración de Pruna se caracteriza por su línea estilizada y diáfana, y sintoniza con la vuelta al orden posterior a la ruptura que supuso el cubismo en Francia. Ello permite comparar su arte con ciertas corrientes europeas y nos lo presenta como vanguardista, pero Pruna no evolucionó y se mantuvo fiel a una figuración amable y sin riesgo, que apenas coqueteó con un cubismo suavizado por medio del modelado naturalista.

El interés de Pruna se centró en el retrato y sobre todo en la figura femenina, en forma de desnudos y escenas de inspiración mitológica.

Está representado en importantes colecciones como el Museo Nacional de Arte de Cataluña (MNAC).





Comentarios:


Sin comentarios aún.

Tu comentario:

Nombre (opcional):
 
Email o página web (opcional):
 
Verificación (por favor introduce los caracteres que se ven en la imagen):
Por favor introduce los caracteres que ve en la imagen 

(ivlia.org se reserva el derecho de eliminar sin previo aviso aquellos comentarios
que considere inadecuados.)


subir




IVLIA.ORG © 2017
Colección de arte IVLIA de pintura europea